Pomadas para el cabello - masquebarbas.com
337
post-template-default,single,single-post,postid-337,single-format-standard,bridge-core-3.0.9,qode-page-transition-enabled,ajax_fade,page_not_loaded,,qode-title-hidden,qode_grid_1300,footer_responsive_adv,qode-content-sidebar-responsive,qode-theme-ver-29.7,qode-theme-bridge,qode_header_in_grid,wpb-js-composer js-comp-ver-6.13.0,vc_responsive

Pomadas para el cabello

Seguro que alguna vez te has preguntado cual era la historia de las pomadas para el cabello.

No me creo que tú nunca hayas usado la “Gomina” GIXXXI” cuando eras joven. Esa del bote amarillo que te compraba tu madre y te ponias los findes antes de salir a triunfar con los coleguitas a la disco light.  

Psss todos hemos pasado por ahí, no eres el único, no te preocupes. 

Hoy vamos a hablar sobre el curioso viaje a través del tiempo de las pomadas de fijación para el cabello.

La historia de las pomadas para el cabello se remonta a siglos atrás, cuando las civilizaciones antiguas buscaban formas de mantener sus peinados con estilo y además, que fueran duraderos. Desde ingredientes naturales hasta fórmulas modernas, las pomadas han evolucionado para convertirse en un elemento esencial en el cuidado y estilo del cabello. Descubre cómo estas maravillas de la belleza han dejado una huella perdurable en la moda y la cultura.

Los orígenes antiguos de las pomadas para el cabello

Los primeros indicios de productos para el cuidado del cabello se remontan a las antiguas civilizaciones egipcias y romanas. Utilizaban mezclas de ingredientes naturales, como aceites y resinas, para mantener sus peinados con estilo y además brillantes. Estas primeras «pomadas» eran una combinación de belleza y cuidado capilar.

La era de los productos industriales

 A medida que la Revolución Industrial transformaba el mundo, también lo hacía la fabricación de productos para el cuidado del cabello. A finales del siglo XIX y principios del siglo XX, las pomadas se volvieron más accesibles gracias a la producción en masa y se comercializaban con diversas fórmulas y aromas.

La influencia del cine y la moda

Durante la década de 1920, el cine y la moda marcaron una época de glamour y elegancia. Las pomadas de fijación para el cabello se convirtieron en un elemento clave para mantener los peinados característicos de la época, como los cortes a la taza y los looks con ondas. Iconos de la moda como Rudolph Valentino y Louise Brooks popularizaron el uso de pomadas para lograr estilos impecables.

La evolución en las fórmulas de las pomadas para el cabello

A lo largo del siglo XX, las pomadas fueron evolucionando con fórmulas más sofisticadas y adaptadas a las necesidades de cada tipo de cabello. Se desarrollaron pomadas con distintos niveles de fijación, brillo y aroma, lo que permitió una mayor personalización de los peinados.

El auge de la cultura del rockabilly y el estilo retro

En las décadas de 1940 y 1950, el estilo rockabilly y el look retro se volvieron muy populares. Las pomadas para el cabello fueron fundamentales para lograr peinados con tupé y estilos slick-back, que se convirtieron en un símbolo de la moda de la época.

La era contemporánea usando pomadas para el cabello

Hoy en día, las pomadas de fijación para el cabello siguen siendo una parte esencial del cuidado capilar. Con el avance de la ciencia y la tecnología, las fórmulas de las pomadas se han perfeccionado, ofreciendo diferentes grados de fijación y texturas, desde pomadas a base de agua hasta pomadas a base de aceite.

Una declaración de estilo

 Las pomadas de fijación para el cabello han trascendido el tiempo y se han convertido en una declaración de estilo para personas de todas las edades y culturas. Ya sea para mantener un peinado clásico o para experimentar con estilos modernos y atrevidos, las pomadas son una herramienta esencial para lograr el look perfecto.

Y tú…

¿Sabes de dónde viene el origen de llamarlas pomadas?

Te leo en los comentarios. 

[social_share show_share_icon="yes"]